jueves, 31 de diciembre de 2009

Renovar

Acabo de desempolvar la vitrina en que guardo mis miedos. Ahora lucen como nuevos y yo veinte años mayor.

2 comentarios:

DANIEL SÁNCHEZ BONET dijo...

muy bueno, me gustó la idea y sobre todo cómo la evocaste en tan poco, casi como en el tamaño de una hormiga.

Javi dijo...

Extraordinario tuit, no sé cómo se me había pasado.
Enhorabuena, Ikal.