jueves, 27 de noviembre de 2008

La granada



Destronada de su corona, su reino fue partido en dos. Nada pudo hacer su encarnado ejército de cristal por evitar un derramamiento de sangre.
A mi abuelo Fernando, in memoriam
(Foto: álbum de ali-oli, vista en Flickr)

1 comentarios:

Javi dijo...

Quedó preciosa Manuel.
Enhorabuena.