miércoles, 12 de noviembre de 2008

Mutación

Siempre vivió en la oscuridad de las calles. Cuando pasó su metamorfosis, se alegró de tener (al fin) ojos nuevos para ver a su víctima.

2 comentarios:

Javi dijo...

Pequeño, inquietante, sorprendente... todas las características de un relato, comprimidas. Me gustó!.

nohubounavez dijo...

Hay algo oscuro e inquietante en el relato. Sugiere un peligro desconocido... Excelente microrrelato.